¿Qué es la rinotraqueïtis?

Es una enfermedad muy contagiosa que afecta a los gatos y que puede dejar secuelas permanentes o provocar la muerte. Es habitual que los gatos de la calle la sufran y menudo vemos gatitos de las colonias salvajes que están todos permanentemente enfermos.

Esta enfermedad cuesta mucho sanar y lo mejor es prevenirla.

La rinotraqueitis desgraciadamente está muy extendida por todo el mundo y la pueden sufrir tanto gatos salvajes, domésticos como otros felinos más grandes como los leones o los tigres.

¿Cuál la causa de la rinotraqueïtis?

Los culpables son dos virus:

  • Herpesvirus felino
  • Calicivirus felino

Estos dos virus destruyen el sistema respiratorio superior de los gatos (senos nasales, faringe, tráquea ..) y normalmente no tienen consecuencias graves que pongan en peligro la vida del paciente.

Sin embargo hay que tener cuidado porque algunas variantes del Calivirus felino pueden provocar la muerte en pocos días.

¿Qué sintomas puedo ver en mi gato?

En los casos leves se puede ver:

  1. Apatía
  2. Lagrimeo
  3. Secreción nasal

Si el cuadro evoluciona, tu gato puede ser que tenga:

  1. Fiebre
  2. Pérdida de hambre (anorexia)
  3. Úlceras a la boca

A veces la infección no es sólo para estos dos virus sino que algunas bacterias se aprovechan de la situación y también creciente al sistema respiratorio de los gatos afectados, en estos casos el lagrimeo la secreción nasal que verás no será transparente o blanca sino que puede tener una coloración verdosa o marrón.

¿Cómo diagnosticamos los veterinarios esta enfermedad?

Como el cuadro clínico es bastante evidente, normalmente no hay que hacer ninguna prueba.

Sin embargo algunos gatos que no mejoran con el tratamiento debemos hacer análisis de líquidos corporales como la secreción nasal, lágrimas o saliva para buscar estos virus y también si hay o no complicación con bacterias (que pueden ser las culpables de que el gato no mejore).

¿Cómo se puede tratar?

A día de hoy no hay ningún tratamiento para eliminar los virus que hemos comentado. Por ello el objetivo principal es ayudar al cuerpo a mantenerse bien mientras supera la enfermedad.

  • Si hay coinfección bacteriana será necesario tratar con antibióticos específicos para cada bacteria (es posible que haya que hacer un cultivo de mocos o saliva para saber cuáles son)
  • La alimentación debe ser blanda si el Calcivirus provocó úlceras en la boca, podemos calentar latas para potenciar su olor y ayudar a aquellos gatos que tienen el olfato malalment por culpa de los mocos
  • En casos de gatos que se han deshidratado por la pérdida de líquidos en forma de mocos o babeig, puede hacer falta el ingreso hospitalario para dar fluidos intravenosos

Es muy importante aislar los gatos infectados de los que no lo están porque es una enfermedad muy contagiosa y se esparce muy rápido. Si tienes más de un gato será necesario que el gato enfermo esté totalmente separado de los demás y que tú te laves bien las manos y te cambies de ropa después de tocarlo.

Hay que tener cuidado cada día de la limpieza del gato enfermo, probablemente él solo no se encuentra lo suficientemente bien como para limpiarse los orificios nasales y los ojos y debemos ser nosotros los que hacemos una limpieza a conciencia para evitar que se le tape el nariz o que no pueda abrir los ojos.

¿Se puede prevenir?

Sabemos que el cuidado total de los gatos enfermos a veces es imposible, de hecho muchos de ellos se quedan como «portadores» de la enfermedad toda la vida. Normalmente no muestran síntomas pero cuando tienen una situación de estrés (cambios en casa, visitas de familiares) o una bajada de defensas por otra enfermedad, sufren un rebrote y vuelven a estar con el cuadro típico de mocos y lágrimas.

Por eso es importante que desde pequeños los gatitos se vacunen de inmediato y se vayan revacunar cada año.

Afortunadamente existe una vacuna muy segura que se puede poner a gatitos a partir de las 8 semanas de edad y que, si bien no les protege totalmente de estos virus, ayuda a que si nunca sufren la enfermedad, no sea tan grave.