Categorías
Uncategorized

Parvovirosis canina

El parvovirus canino es una enfermedad vírica muy grave en los perros que puede resultar mortal , sobre todo en los cachorros.

Afecta sobre todo a  cachorros y a los perros grandes que no están vacunados .

El virus de la parvovirosis afecta a las células que se están reproduciendo, como son las que recubren el tracto intestinal, provocando diarrea y deshidratación grave al perro, que rápidamente se contagia de otras infecciones bacterianas.

¿Qué causa la enfermedad?

La enfermedad se transmite por contacto oral con heces infectadas, ya que el virus permanece en ellas en grandes cantidades incluso varias semanas después de la infección. El virus se propaga al ser transportado en el pelo y pies del perro, así como en zapatos nuestros y otros objetos contaminados. Afecta a perros de cualquier edad, aunque la mayoría de los casos graves se dan en cachorros.

Los perros que están en casa y no salen a la calle también se pueden contagiar por un posible transporte del virus desde el exterior a través de zapatos, bolsas, cajas

¿Cuáles son los síntomas?

Los principales síntomas de la enfermedad son:

  • diarrea
  • vómitos
  • deshidratación
  • fiebre 
  • dolor abdominal

¿Cómo diagnosticamos los veterinarios la parvovirosis?

Como la principal vía de contagio son las heces y en general no paran de hacer diarrea, es muy sencillo  coger una muestra de heces y con un test  similar a los de embarazo de los humanos, se diagnostica si estas cacas tienen el virus responsable de la parvovirosis.

¿Cómo podemos prevenirla?

Existe una vacuna que protege de esta enfermedad  y que está incluida en plan vacunal normal de todos los perros. De hecho, es la primera vacuna que ponemos al iniciar el protocolo vacunal y que luego reforzamos aplicando la vacuna tetravalente .

Con esta enfermedad es necesario revacunar de ella anualmente para tener una protección suficiente.

Es importante que los perritos se vacunen adecuadamente a partir de las 6 semanas de edad y que hasta que no están bien vacunados tengamos cuidado de limpiarnos las manos antes de tocarlos y evitar que entren en contacto con otros animales .